Davida Rochman,

Elegir una cápsula para giradiscos en plena resurrección del vinilo

¿Quién habría imaginado que el mercado del vinilo resurgiría en la era en la que iTunes ha conseguido vender 35 mil millones de canciones a 800 millones de clientes (cifras que siguen en aumento)? Lo que es especialmente sorprendente es que el empujón está llegando por parte de los millennials.

Las cifras cambian dependiendo de la fuente, pero está claro que la venta de discos está claramente en aumento:

  • En un artículo de 2015, el San Francisco Chronicle citó cifras de Nielsen SoundScan que revelaban un aumento del 51 % en la venta de vinilo entre 2013 y 2014, con 9,2 millones de discos vendidos en 2014.
  • Hoy en día, la mayoría de las novedades importantes salen también al mercado en vinilo
  • Las compañías discográficas están empezando a reeditar clásicos de The Beatles, The Rolling Stones y de Bob Dylan, en vinilo
  • Más de una docena de fábricas de vinilos se han añadido a las pocas que aún sobrevivían antes de este renacer, según The New York Times.

Los audiófilos siempre han preferido la calidad y profundidad de un LP, pero hay un nuevo público que ha descubierto la alegría de leer las letras en una gran hoja de papel impresa, de admirar la portada de un álbum, de cambiar de disco, de coleccionar vinilos y de recorrer tiendas y mercadillos de segunda mano para encontrar esa copia inmaculada de The Velvet Underground & Nico.

Cápsulas de Shure para tocadiscos

Shure comenzó a fabricar cápsulas fonográficas de calidad en 1937 y fue pionera en desarrollar avances en el diseño de las propias cápsulas aplicando el principio de aguja basculante de Ralph Glover y Ben Bauer. Así, conseguían minimizar el desgaste del disco, mejorando al mismo tiempo la reproducción de sonido y el concepto de “seguimiento” o capacidad de una cápsula de mantener contacto con el surco (definido por Jim Kogen). Shure fabricó la primera cápsula fonográfica capaz de reproducir tanto discos de 33 rpm como de 78 rpm, la primera cápsula con una fuerza de tracción de solo 1 gramo y la primera cápsula que cumplía con los requisitos de la grabación estéreo.

Expositor de cápsulas Shure para giradiscos

Cápsulas de Shure en casi todas las tiendas de música

En el pico de producción de cápsulas fonográficas de Shure en los años 1960 y 1970, la empresa fabricaba aproximadamente 28.000 cápsulas al día. Había una cápsula Shure en casi cada casa, en cada bar, en cada emisora de radio y en cada discoteca de los Estados Unidos.

En 1988, los reproductores de CD supusieron el declive en la demanda de cápsulas fonográficas. Con la excepción de los repuestos que necesitaban audiófilos, emisoras de radio y “baby boomers” para sus colecciones de discos, el mercado desapareció. Sin embargo, la fuerza del destino tomó las riendas años después… A finales de los años 1990, Shure descubrió que los DJ americanos de scratch que viajaban por Asia estaban comprando masivamente los restos de stock de agujas descatalogadas. El scratching pasó a dominar la escena de las batallas de DJ. La Shure M44-7 fue, y aún es, la cápsula por excelencia en este entorno.

A día de hoy, Shure fabrica 8 modelos de cápsulas fonográficas para los DJ, amantes del jazz, coleccionistas de discos de 78 rpm y entusiastas del vinilo.

¿Cómo funciona una cápsula fonográfica?

Una cápsula fonográfica es un dispositivo electromecánico micromanufacturado, que le comunica a tu sistema de audio lo que sucede en los 800 m de longitud del surco que contiene un LP.

Las cápsulas fonográficas, los micrófonos y los auriculares contienen transductores que convierten una forma de energía en otra. Las cápsulas fonográficas lo hacen convirtiendo las variaciones en las paredes del surco de un disco en señales eléctricas. Thomas Edison fue el pionero de esta tecnología en 1877, cuando usó una aguja sobre un cilindro de papel de aluminio o cera.

La aguja se mueve horizontal y verticalmente a medida que el surco del disco pasa por ella. Una bobina de cable y un imán en su otro extremo generan una pequeña señal de audio.

En el interior de una cápsula fonográfica de imán móvil

En el interior de una cápsula fonográfica de imán móvil

Hoy en día, existen dos tipos principales de cápsulas fonográficas: las de imán móvil (o MM, Moving Magnet) y las de bobina móvil (o MC, Moving Coil). (Los audiófilos también podrían mencionar las “moving micro cross” y las “moving iron”, pero son bastante menos comunes).

Las cápsulas de Shure son todas de tipo imán móvil (MM). Un imán diminuto descansa en el extremo de la caña, que está suspendida entre dos bobinas; la vibración del imán induce una pequeña corriente en las bobinas. Las cápsulas son compatibles con cualquier entrada phono estéreo. Otra ventaja es que la aguja es reemplazable.

Las cápsulas de bobina móvil (MC) invierten el diseño mediante la incorporación de las propias bobinas a la caña de la aguja. El imán queda ubicado cerca de las bobinas, que están fabricadas con un cable muy fino. El bajo nivel de salida de las cápsulas de bobina móvil (que depende del tamaño de la bobina) normalmente requiere de un preamplificador para aumentar el nivel de la señal. Algunos audiófilos sienten que con un peso más ligero consiguen una mayor flexibilidad de la aguja, un mejor seguimiento del surco y un sonido más preciso. En este caso la aguja no es reemplazable.

Elegir una cápsula fonográfica

Decidir cuál es la cápsula fonográfica que mejor te funcionará depende de unos cuantos factores.

Montaje estándar o P-mount

Necesitarás conocer cómo se fija la cápsula al giradiscos que tengas o que estés pensando comprar. Existen dos tipos:

  • Las de montaje estándar, que son las más comunes: dos tornillos, a un centímetro y medio el uno del otro, insertados a través del cuerpo de la cápsula para fijarla al cabezal que, a su vez, se inserta en el brazo del giradiscos.
  • Las P-mount, que encontramos en giradiscos de la marca Technics: los cuatro terminales en la parte trasera de la cápsula se conectan directamente al brazo del giradiscos. Un tornillo cautivo atraviesa el lateral de la parte trasera de la cápsula para fijarla al brazo del giradiscos.
Aguja elíptica de Shure

Aguja elíptica de Shure

Agujas elípticas (birradiales) o esféricas

La aguja es realmente el cuerpo y alma de la cápsula y supone el 90 % del coste de esta. Casi todas las agujas tienen puntas de diamante. Las agujas tienen dos formas posibles: elipse o esfera. Las agujas elípticas captan algo más de información del surco del disco y suelen ser la elección predilecta de los audiófilos. En cambio, los DJ prefieren las agujas esféricas, porque se sitúan un poco más alto sobre el surco y producen menos desgaste de los discos.

DJ, audiófilos y adeptos del LP

En la actualidad, todos los fabricantes de cápsulas (incluido Shure) desarrollan cápsulas fonográficas con características especiales para diferentes segmentos de mercado. La construcción robusta y las características sonoras de las cápsulas para DJ no están pensadas para la escucha personal. De igual manera, no querrás escuchar un LP de Daft Punk utilizando una cápsula diseñada para discos de 78 rpm.

Presupuesto

Lo creas o no, existen cápsulas con precios superiores a los 13.000 €, pero, claro, tienen componentes de oro. Las preguntas son: ¿cuánto te puedes permitir gastar? y ¿qué calidad tiene tu giradiscos? No vas a poner una cápsula de 600 € en un giradiscos de 100 €…

El precio de las cápsulas de Shure varía desde los 50 € de la M92E para escucha personal hasta los 150 € de la cápsula de DJ Whitelabel. Existen giradiscos con excelentes referencias cuyo precio arranca en torno a los 210 €.

Cápsulas para escucha personal y cápsulas de audiófilo

Cápsula fonográfica Shure M92E

M92E

Cápsula fonográfica para discos de 78 rpm (PVPR 100 €).
Capacidad excelente para mantener el contacto con el surco. Respuesta en frecuencia plana.

Cápsula fonográfica Shure M97XE

M97XE

Cápsula fonográfica para audiófilos (PVPR 140 €).
Sonidos suaves y reproducción sonora muy precisa en todo el rango de frecuencias.

DJ y turntablista

Cápsula fonográfica Shure SC35C

SC35C

Aguja para cápsula de DJ (PVPR 70 €).

Diseñada para mezclas de house y techno. Su bajo desgaste del disco ayuda a alargar la vida del vinilo. Alta resistencia a saltos para evitar los riesgos de técnicas como el backcueing.

Cápsula fonográfica Shure M44G

M44G

Aguja para cápsula de DJ (PVPR 88 €).
Aguja versátil con excelentes prestaciones, adecuada para sesiones intensivas de scratching y mezclas.

Cápsula fonográfica Shure M44-7

M44-7

Aguja para cápsula de turntablista (PVPR 105 €).
Concebida para DJ profesionales del scratch. Diseñada para evitar los saltos de surco, incluso en las condiciones más exigentes.

Cápsula fonográfica Shure Whitelabel

Whitelabel

Aguja para cápsula de DJ (PVPR 150 €).
Diseñada específicamente para su uso en clubes. Se caracteriza por unos graves profundos, unos medios planos y unos agudos acentuados.

Y ahora… ¡Un párrafo acerca del mantenimiento de las cápsulas fonográficas!

La punta de una aguja puede proporcionar entre 800 y 1000 horas de reproducción. Puedes prolongar la vida útil de la aguja y la calidad del audio a través de un buen mantenimiento, tanto de la aguja como de los discos. Existen docenas de maneras de limpiar ambos: desde productos de uso doméstico hasta otros específicos para amantes del vinilo (puedes encontrar muchos en YouTube). Una buena costumbre es limpiar tanto la aguja como el disco al principio de cada escucha.

También es cierto que, incluso con un buen mantenimiento, la escucha repetida del mismo disco causa su desgaste. Presta atención a las instrucciones del fabricante en todo lo referente al alineamiento de la cápsula, la presión ejercida sobre el disco y el antiskating.

Sobre el autor

Davida Rochman

A Shure associate since 1979, Davida Rochman graduated with a degree in Speech Communications and never imagined that her first post-college job would result in a lifelong career that had her marketing microphones rather than speaking into them. Today, Davida is a Communications Manager, lending her skills to a wide spectrum of activities, from public relations and social media to content development and sponsorships.